Demanda Célida la reapertura de negocios

GASPAR NAVARRO


Porque considera que la gente ya está agobiada por la cuarentena y la suspensión de actividades no esenciales, la alcaldesa de Hermosillo Célida López Cárdenas, propondrá al Consejo Estatal de Salud que se suspendan las medidas restrictivas por el Coronavirus en la capital sonorense.
La alcaldesa dijo no estar de acuerdo en que continúen las medidas restrictivas para que empresas no esenciales sigan cerradas al público, al argumentar que la gente está agobiada por la falta de ingresos para pagar luz, agua, comida, medicinas, entre otras necesidades.
En declaraciones publicadas por el portal Uniradio, López Cárdenas, informó que solicitará una reunión con los integrantes del Consejo Estatal de Salud para ver la manera de establecer una dinámica para la reapertura gradual de empresas en el municipio.
“Yo no estoy de acuerdo en continuar con medidas restrictivas, porque, yo, como municipio, no soy capaz de mantener a ese vendedor de gorras, ni siquiera tengo capacidad económica de apoyarlo, ni el Estado tiene la capacidad económica para sostenerlo, si esa persona sale y quiere arriesgarse, tiene que protegerse”, dijo.
Una vez que el Consejo Estatal de Salud apruebe una reapertura paulatina de negocios, dijo que se capacitará al personal de los establecimientos sobre las medidas sanitarias que deben de acatar para evitar contagios del nuevo coronavirus entre los empleados y clientes.
En lo más álgido de la pandemia al registrarse casi tres mil contagiados y 250 fallecidos por el Coronavirus en Sonora siendo Hermosillo el mayor afectado, la alcaldesa capitalina demanda suspender la cuarentena que no tiene para cuando acabar, y reabrir los pequeños, medianos y grandes negocios que están paralizados causando estragos económicos en los propietarios algunos de los cuales prefirieron cerrarlos por el futuro incierto.
Y tiene razón cuando Célida López señala que ni el municipio ni el gobierno estatal tienen los recursos federales para sostener a los vendedores ambulantes y pequeños y medianos comerciantes que siguen en paro, y que han sido apoyados por créditos blandos que son insuficientes para mantener a las familias de los comerciantes y de sus empleados.
Por el lado del gobierno federal se han otorgado pequeños apoyos a los comerciantes formales e informales, al igual que lo ha hecho el gobierno de Sonora, pero para nada compensan las pérdidas ocasionadas por el paro de actividades.
En días pasados, a través de una video reunión, 30 gobernadores exigieron al gobierno federal respeto, criterios claros para enfrentar la pandemia y dinero para la reactivación económica y la emergencia sanitaria.
Trascendió que por parte del Gobierno de Sonora a través de un escrito se solicitó al gobierno federal que se revisen las leyes de coordinación fiscal que desde hace 20 años no se revisan, por lo que se debe de buscar un esquema que facilite que los estados y los municipios reciban los recursos federales con mayor agilidad.
Si bien es cierto que la alcaldesa Célida López hace suyo el hartazgo ciudadano por el encierro y la suspensión de actividades económicas en ciertos sectores de la economía, no se puede ocultar que la pandemia está descontrolada en la entidad, sobre todo en Hermosillo, donde ni la presidenta municipal se escapó a contagiarse de Coronavirus, pero de manera sorpresiva se recuperó de inmediato y realiza sus labores virtuales desde su casa, con una mayor intensidad que cuando estaba sana.
Al arrancar el 1 de junio de lleno la “nueva normalidad” con el reinicio de empresas manufactureras, de la construcción y de la minería al considerarlas ahora esenciales, se corrió el riesgo de que se expandiera aun más el Coronavirus en la entidad al entrar a la vida laboral 116 mil personas.
Estoy de acuerdo en el hartazgo ciudadano y de los comerciantes, pero generalizar la reapertura en estos momentos, sería suicida. Mejor sería esperar esta semana para checar si bajan los casos y la curva epidemiológica para tomar nuevas decisiones en Sonora.
Y mal empieza la semana para el que ahorcan el lunes, porque entre las empresas reactivadas destaca la Planta Ford de Hermosillo con mil 500 trabajadores, donde este jueves se informó que cuatro técnicos resultaron como casos positivos a la prueba del Covid-19, por lo que existe el temor de un contagio generalizado que obligue a parar la planta ensambladora que estuvo inactiva por dos meses.
Como parte de las medidas preventivas a las empresas que reiniciaron actividades, se ordenó la aplicación de pruebas del virus asiático a un 5 por ciento de los trabajadores de cada empresa.
Debido a esos protocolos sanitarios aplicados a la Planta Ford, el dirigente del sindicato de esa empresa automotriz, Ricardo Martínez Herrera, explicó que se tomaron las muestras a un grupo de 50 trabajadores, de los cuales cuatro resultaron positivos.
Tras la detección de los casos, se dio la activación del protocolo de atención donde se incluye la colocación en cuarentena de las personas afectadas, sanitización y desinfección de las áreas de trabajo, y todas las áreas en que las personas pudieron haber tenido contactos, además de la identificación del círculo de compañeros y trabajadores que tuvieron algún tipo de contacto con las personas afectadas.
Ante esta situación, el dirigente de Index Sonora ,Gerardo Vázquez Falcón dijo que se trata de una situación que preocupa, particularmente en el entorno de las plantas maquiladoras proveedoras de la industria automotriz, por lo que dijo de recrudecerse una vez más este problema no se descara el cierre de actividades.
Con esos cuatro casos de contagiados en la Planta Ford de Hermosillo, se pondrá a prueba la reapertura económica general, ya que si se logra evitar la expansión del virus en esa ensambladora ( y no se descartan casos en otras más), se podrán reforzar los protocoles en las otras empresas reactivadas para salvar la economía sonorense, o de lo contrario se procederá al cierre que sería la declaratoria de muerte para nuestra entidad.([email protected])

Comentarios

Comenta ésta nota

Su correo no será publicado, son obligatorios los campos marcados con: *