Arrecia violencia contra Tribu Yaqui 

CRITICA 

 

GASPAR NAVARRO 

 


 

Los yaquis viven días de terror por asesinatos y desapariciones forzadas de algunos de sus líderes y familiares, y por si fuera poco esa ola de violencia que azota a la etnia, también sufren de incertidumbre al ser sometidos por el gobierno federal a deslindes de su territorio por lo que temen perder su patrimonio. 

Por desgracia la Fiscalía estatal confirmó que los restos mortales encontrados en días pasados en Vícam, son del vocero yaqui Tomás Rojo Valencia, quien había sido reportado como desaparecido por sus familiares desde el 27 de mayo pasado. 

La muerte de Tomás Rojo se suma a la ejecución a balazos registrada el pasado 1 de mayo de Agustín Valdez, integrante de la tribu Yaqui en Loma de Guamúchil y encargado de la protección de su tribu como Jefe de la Guardia Tradicional de ese poblado. 

Desde hace años los yaquis han estado en pie de guerra, siendo lo más reciente la instalación de retenes en la carretera de Cuatro Carriles en tramos que cruzan sus tierras para cobrar cuotas de peaje, cobros que han generado enfrentamientos con traileros, usuarios y productores.  

Tomás Rojo al lado de Mario Luna y otros personajes como el activista ambientalista Luis Urbano Domínguez Mendoza se destacaron por la lucha contra la construcción y operación del Acueducto de El Novillo, y por la defensa del agua y tierras yaquis.  

Otra polémica en la etnia fue que en Loma de Bácum se distinguieron sus habitantes por su rechazo al cruce por sus tierras del tubo del gasoducto de gas natural que provenía de Agua Prieta para surtir combustible al sur de Sonora y Sinaloa, llegando incluso a enfrentarse entre integrantes de otros pueblos yaquis generando violencia y que corriera sangre yaqui. 

Luego de la desaparición de Tomás Rojo sus familiares demandaron a las autoridades acelerar la investigación para dar con su paradero, y condenaron la ola de inseguridad y la violencia que viven los pueblos yaquis. 

“La inseguridad y la violencia es el principal enemigo que tenemos todos los indígenas yoremes, puesto que nuestras familias ya no pueden vivir en paz en nuestro propio territorio, ya que la realidad es que los pueblos yaquis vivimos ante la sombra del miedo y del terror de perder a un ser querido o de no volver a ver la luz al día siguiente”, expresaron familiares de Tomás Rojo. 

En medio del dolor, luto y terror de los yaquis, se registró otra agresión más a la etnia al desaparecer la joven Lorena Josefina Valenzuela Esquer, quien al parecer es hermana del líder yaqui Mario Luna. 

Fue el pasado jueves 17 de junio cuando familiares tuvieron el último contacto con la joven de 25 años, quien salió de su hogar en Vícam a su centro de trabajo ubicado en Empalme. 

Luego de que este 21 de junio se interpuso la denuncia por la desaparición o extravío de Lorena Josefina Valenzuela, personal de la Fiscalía General de Justicia del Estado que lidera Claudia Indira Contreras Córdoba, inició la búsqueda de la joven yaqui. 

Quiera Dios que pronto den con el paradero de la joven Lorena Josefina, y la encuentren sana y salva., porque de lo contrario podría arder el rancho en el sur de Sonora con una rebelión Yaqui harta de tanta violencia, impunidad, indolencia y abusos de poder.  

Es inadmisible el grado de violencia que azota al sur de Sonora, en concreto a la Tribu Yaqui con el impune asesinato de sus líderes, y en Cajeme, donde los altos índices de homicidios dolosos ubican a ese municipio como uno de los más violentas del mundo, pero eso parece no preocuparles a las autoridades de los tres niveles de gobierno, porque la inseguridad y ola violenta sigue imparable. 

HERMOSILLO SE QUEDARÍA SIN AGUA  

La sequía está haciendo estragos en Sonora, y Hermosillo como otros municipios ya recienten la ausencia de agua, al restringirse el abasto del vital líquido, y el futuro lo pinta aterrador el alcalde interino Fermín González Gaxiola, al advertir que la presa de El Novillo que abastece a la capital sonorense solo tiene agua para trasvasar por 25 días a los capitalinos. 

La presa de El Novillo que abastece a Hermosillo a través del acueducto Independencia, se encuentra por debajo del 23 por ciento de su capacidad de embalse, dijo el alcalde naranjero, quien se encomienda al Dios Tláloc para que llueva en los próximos días y nos salve de la sequía y de convertirnos en un pueblo fantasma. 

González Gaxiola, informó que de los 90 millones de metros cúbicos anuales que consume de agua Hermosillo, el 30 por ciento proviene de la presa “El Novillo, el resto de pozos, y de la presa “El Molinito” que está igual de seca que la Abelardo L. Rodríguez, por lo que el panorama es desolador si no llegan las lluvias a reabastecer los acuíferos y a las presas. (g_navarro_ruiz@hotmail.com) 

Comentarios

Comenta ésta nota

Su correo no será publicado, son obligatorios los campos marcados con: *